EL COCHE DE JAMES DEAN

 

No sé si es hambre o ansiedad

Mucha vida virtual y pocas nueces,

muchos creadores, muchos descubridores,

inventores del fuego que venden los restos de la hoguera

-o-

Despistar

Que nadie vea las manos escondidas,

Que nadie adivine el truco.

-o-

Nos invaden los creadores de “nada”,

todos brillan, hacen cosas, vidas excitantes

y luego pobres y poco interesantes

¡Cobain se descojonaría!

-o-

Ojalá tuviera el coche de James Dean y me limara la cabeza contra el pavimento

Mucha información

“No eres nadie” – te dicen con toda su jeta

Escupes,

te da igual

Muchos inventores de nada

¡Qué guapos son todos, coño!

 

 

loscuentosdefranbarrera

Sobre loscuentosdefranbarrera